Hazlo o no lo hagas, pero no te lamentes

Esta norma de vida es aplicable a todo. No quiere decir que no aprendas ni reflexiones sobre tus errores, sino que no te quedes enganchado en lo que podría haber sido. El “Y si…” es más perjudicial para el pensamiento que cualquier crítica o fallo que hayamos tenido. Esperar que las cosas sean siempre perfectasSigue leyendo “Hazlo o no lo hagas, pero no te lamentes”