Hazlo o no lo hagas, pero no te lamentes

Esta norma de vida es aplicable a todo. No quiere decir que no aprendas ni reflexiones sobre tus errores, sino que no te quedes enganchado en lo que podría haber sido. El “Y si…” es más perjudicial para el pensamiento que cualquier crítica o fallo que hayamos tenido. Esperar que las cosas sean siempre perfectas o pensar siempre que lo podríamos haber hecho mejor hace que nos quedemos pensando en cómo podría haber mejorado algo que ya ha pasado. Si se usa para mejorar y aprender genial, si nos bloquea no sirve de nada.

Por esto, hagas lo que hagas piensa en cómo mejorar pero entiende que en el momento en el que pasó y las circustancias en las que te encontrabas, lo hiciste lo mejor que pudiste.

Si Chesley Burnett «Sully» Sullenberger se pusiese a pensar en todo lo que podría haber hecho, tal vez no habría salvado el avión que tuvo que amerizar sobre el Hudson.

Photo by David Skyrius on Pexels.com

Publicado por eliapesquera

Psicologa Sanitaria M-33188

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: